A gobernar

Manos demasiado ocupadas en sobrevivir para tomar una crayola con la destreza de tachar la propuesta a su favor.

Infestación de ácaros del poder que corroen el bien común que se encuentra en las bodegas húmedas, en donde están los miles de artículos publicitarios.

Cómo convencer al votante si los errores están ahí, tropezándose con ellos al ir a votar. Ah! Publicidad, maestría en publicidad, doctorado en publicidad.

¡Todo es una mentira!, quien gobierna al mundo y lo gobernará siempre, serán las heridas sangrantes de los corazones tiranos que estrujan los corazones lacerados por la ignorancia, la debilidad, la falta de perdón, la apatía, visión corta, el engaño, la música, el futbol, las novelas, las modas.

¡El pasado, siempre el pasado! ¡Los traumas, siempre los traumas! ¡Las heridas, siempre las heridas!

¡Incautos los que creen que un partidos político nos gobernará!

Los comentarios están cerrados